Hojas. Francisco Díaz-Faes

La hoja dramática. Primera hoja

Noticias de hojas dramáticas. De hojas de afeitar, de hojas de matar, de cuchillos, de puertas y ventanas que se abren, o cierran (cortando el aire como cuchillos). Noticias de las que se escriben o llegan, de hojas de árboles, de otoños. Noticias: nace el mucho teatro de la revista La ratonera. La ratonera de Agatha Christie y la de Shakespeare, la que vió Hamlet. La obra más representada en Londres, y la que hizo morir al padrastro de Hamlet. Aquí están. Como no debería ser de otra manera. En Noviembre. El teatro de los calaveras, de la calavera del teatro. Que cada 1 de noviembre se estrena salvando a un Don Juan de morir, en el mes de los Chiste gráfico muertos. Don Juan se une a la calavera de Hamlet. La que sujetará José Rico, que si no se empeña en matarla (matar una calavera aún más), si nos aguanta (ya lleva un año largo: este Hamlet ya está para ir a la guardería) será otro verdadero Hamlet. Hace tiempo, 15 años, que quise, que quisimos hacer una revista. Yo, hace mucho. Con esa revista total, de ya antañones amigos como Paco Crabifosse, Félix Caicoya, Covadonga Quintana, Alú, Santullano. Ha tenido que ser ahora. Hoy. Debo a Roberto Corte el prestigio de su editorial, y su intento de hacerla en común hace ya años. Pero éramos pocos. Yo gastado, sin energía. Pero aquí están Marcos, Ortiz, Rico para impulsarla, Lanza, para impulsarnos (aunque sea a Internet), y otros colegas Dani, Maxi, Luismi, Pili, o, los Cuervo, De la Madrid, Cué, Insuela, Crabi, Abril, Cuetos... para estar siempre. Todos. Aquí escribe todo el que quiera hacerlo. Hacerlo bien. Escribir teatro y sobre el teatro. Los teatros. Las artes escénicas, la pantomima, la danza. Todo y todos. Un drama.

La hoja de almanaque: hacia el tercer milenio

Observen estas cifras: 15, 20, 250, 400 y 500. Son años de muertes y nacimientos. Muerte y vida del arte y los artistas. El año 2000 ha sido fecundo. Como cada año que vaciamos, que vacilamos, cuando termina el otoño, surgen efemérides, aniversarios, desapariciones, conmemoraciones. Tal vez no haya muerte tan sentida para la población como la de un artista, un cantante, la de un actor aunque sea de Hollywood, o más si es de allí. Este 2000 ha sido un año para acabar el siglo XX y terminar el segundo milenio. Saludamos al 2001 que será el de la odisea espacial que escribió Arthur C. Clarke. Ha sido el 2000 el año de Quiquilimón que ha pasado como en susurro, sin pena ni gloria, su 20 aniversario. Pese a que con sus talleres haya formalizado dos nuevosAlmanaque espectáculos uno de ellos de calle de los que ya hablaremos. Sin duda el próximo número de La Ratonera hablará en profundidad de lo que ha significado este colectivo, único que ha logrado afianzar, y alquilar un teatro, por pequeño que sea, en toda Asturias. Debemos estar contentos de estas fechas y animamos a sus componentes a que sigan mejorando la cartelera del teatro infantil, y más o menos los objetivos para los que salieron a la luz a la escena allá por 1980. Mucho más celebrado ha sido el 15 aniversario de la creación de Teatro del Norte que muy preparado por Etelvino Vázquez contó hasta con una exposición propia de fetiches, carteles, objetos, afiches y la recreación de varias escenas, como hemos visto. Más en el 2000 se debería haber recordado el centenario del pintor Evaristo Valle cuya vinculación con el teatro, muy poco conocida iremos desvelando. También es el año de Calderón (cuatrocientos años de su nacimiento), y el de La Celestina (más o menos quinientos años de su escritura por Fernando de Rojas), el año Bach (doscientos cincuenta de la muerte) y el de Carlos V, (otros quinientos años de nacimiento, del principio organizador y administrativo de Europa). Nombres todos vinculados al teatro y suficientemente identificativos en sus facetas más extensas y amplias, la creación, la música o la política. El año 2000 pasará a la historia por esa fijación numérica que ha hecho coincidir hombres, creación nacimientos y muertes. El año de la desaparición de ese gran hombre de teatro y cine que fue Vittorio Gassman. Y una sorpresa final: hasta el 23 de abril del 2001 España celebra el año de Shakespeare, por lo que deseamos un buen Hamlet a todos.

Hoja de libro

El libro de Boni Ortiz sobre “Los pioneros del teatro en Asturias” (Ed. Silverio Cañada, Gijón 1999) es el libro del año. Del año teatral que empezó el pasado año. Ya tratado aquí por el análisis de Roberto Corte. Libro sobre la gestación de un teatro independiente, tras la guerra civil, teatro de cámara, de experimentación, y Hoja dependiente de la política. Observado por ella y ardiente de liberarla. Pero este año deja otra perla. Jesús Menéndez Peláez: Teatro y sociedad en Asturias. Hacia la creación de un teatro regional. RIDEA. Oviedo 1999. Recreando el nacimiento del teatro costumbrista, como discurso de ingreso a esta docta institución. El primer premio de teatro Jovellanos, del ayuntamiento de Gijón, también ha sido publicado. Se trata de un ejercicio, por momentos, desgarrador, de Maxi Rodríguez. Implacable. El lóbulo y las orejas, es una ronda de once escenitas de grueso calibre sobre las relaciones. Los verbos que titulan las escenas: mirar, llorar, arrullar, chupar, gritar, morder, desear, compartir, yacer y leer, son lo suficientemente expresivos de por donde ha dramatizado el antes cómico Maxi, en un expresionismo minimalista. Entre los estudios especializados, la esperadísima Historia de los espectáculos en España (editorial Castalia, Madrid 1999) coordinada por Amorós y Díez Borque es de una naturaleza completísima. En sus ocho apartados: teatrales, fiesta, bailes y danza, música, voz y palabra, luego, riesgo, competición y habilidad y, finalmente cinematográficos y electrónicos. Que cubren Edad Media, Siglos de Oro, XVIII, siglo XIX y XX. Allí desde el Teatro Popular, el Musical, pasando por el Circo o el Deporte tiene cabida. Por otro lado, entre los numerosos homenajes a la figura de Carlos V destacaremos la exposición “La fiesta en la Europa de Carlos V”, en las que el teatro tiene un papel primordial. En el Real Alcázar de Sevilla hasta el 26 de noviembre. Y la Exposición en el Reina Sofía hasta el mismo mes sobre “El teatro y las vanguardias artísticas de Europa. La relación del teatro y la pintura en este siglo espectacular que se va”. Recibimos por último, tres nuevas librerías en Gijón: Central, Clarín y Zifar, que se unen a otras de renombre Paradiso, Cornión, Cervantes... El teatro tiene donde escoger. Y qué escoger.

Foro de teatro de Gijón

Con el título de “Foro Escena 2000”, desde Asturias el ayuntamiento de Gijón, el Teatro Jovellanos, y el Instituto de Teatro y Artes Escénicas, de fuera el Festival Iberoamericano de Cádiz y de Madrid el Instituto Nacional de las Artes Escénicas y de la Música han colaborado para crear este I Congreso Internacional de Teatro en el Centro de Cultura Antiguo Instituto. Treinta millones para el presupuesto de este ejercicio que engloba también la Feria para Niños, FETEN, el programa “Gijón en el país de los títeres” y diversos cursos de teatro y danza. En la parte práctica tres fueron talleres abiertos a los profesionales, previo pago de 15.000 ptas., el de Luis Matilla que versaría sobre “Imagen, teatro y televisión”, el del gijonés Eladio de Pablo tratando “El teatro en el aula: recursos didácticos” y el de la italiana Valeria Frabetti con “Formas y contenidos en el teatro para niños y niñas (sic) en las diferentes edades”. Una conferencia inaugural y tres ponencias en el día jueves 26, tres ponencias al día siguiente y para finalizar el último día otras cinco ponencias. Durante este tiempo cada día habrá además comunicaciones, debates y conclusiones, y tres representaciones diferentes a las 8,30 de la noche con La Fanfarria, Lasal y Uroc Teatro respectivamente. Sin duda el acto inaugural será importante con la llegada de Bernard Allombert presidente de la organización europea de las artes para niños, EU NET ART y director del centro dramático nacional de jóvenes públicos de Lille en Francia. También importante la presencia de representantes de Colombia, Venezuela, Méjico, Italia (Bolonia y Parma), Bruselas, Granada, Vitoria, etc. Con los temas ya conocidos del teatro y la escuela, su interrelación con otras artes, el inicio a la escritura teatral, el teatro y la adolescencia, los educadores y el teatro y, por último como estrategia de intervención social para los jóvenes. El teatro para niños y jóvenes comprende como el de adultos toda una variedad de disciplinas que van desde los títeres, hasta la pantomima, el malabarismo o el circo, pero con multitud de grupos de gran fuerza creativa, generalmente despreciados o las más de las veces ignorados por el resto del sector teatral.

Cico-Teatro de los Campos Eliseos

Arriba